18 Noviembre 2019

“Asturianos en Madrid”, el libro de Juan Jiménez Mancha que se puede descargar gratis en Internet

Publicado en Reportajes

Historia de los oficios de las clases trabajadoras

José Luis Belinchón Fernández | Vallecasweb
Juan Jiménez Mancha, autor de los libros “Los orígenes del Rayo Vallecano. De equipo sin federar a Segunda División (1924-1956)”, “Un cerro de ilusiones. Historia del Cerro del Tío Pío”, y colaborador de Vallecasweb con infinidad de artículos para la recuperación de la Historia de Vallecas, nos sorprende con “Asturianos en Madrid: los oficios de las clases populares (Siglos XVI-XX)”, una obra indispensable para quienes deseen conocer el devenir de oficios ahora desaparecidos pero que fueron cotidianos, otrora, en nuestra calles. El libro, en un acto de generosidad pocas veces visto, se puede descargar de forma gratuita en Internet.



Fue una suerte que este libro cayera en mis manos, además, gratis, en una edición digital disponible en Internet. Me comentó Juan, con la humildad que le caracteriza, que el Muséu del Pueblu d’Asturies, que lo editó en 2007, había decidido su difusión, y que si quería podía bajármelo para echarle un vistazo.

Lo primero que hay que decir es que el título, “Asturianos en Madrid: los oficios de las clases populares (Siglos XVI-XX)”, pese a ser muy adecuado, puede inducir a centrarse en la aventura endogámica de estas personas en la capital como si se persiguiera, sin más, un retrato costumbrista. Lejos de esta idea, el libro nos ofrece una mirada poliédrica sobre una sociedad, la madrileña, que abarca desde hace centenares de años y llega, en algunas de sus manifestaciones, casi hasta nuestros días.

Aguadores de cuba en la fuente de Lavapiés, en 1872. (© Foto: J.J. MANCHA / Vallecasweb.com)Aguadores de cuba en la fuente de Lavapiés, en 1872. (© Foto: J.J. MANCHA / Vallecasweb.com)

El oficio de aguador era tan sacrificado, que a menudo comían y dormían alrededor de las propias fuentes. “Aguadores”, de Leonardo Aleza, primer tercio del siglo XIX. (© Foto: J.J. MANCHA / Vallecasweb.com)El oficio de aguador era tan sacrificado, que a menudo comían y dormían alrededor de las propias fuentes. “Aguadores”, de Leonardo Alenza, primer tercio del siglo XIX. (© Foto: J.J. MANCHA / Vallecasweb.com)

Después de desgranar en el primer capítulo cómo llegan y viven los asturianos en Madrid y de dónde proceden dentro de Asturias, el segundo trata sobre los aguadores, es decir, cómo era el transporte del agua, tanto los viajes como su posterior reparto a domicilio que, aunque parezca mentira, hasta no hace demasiado tiempo se acarreaba en cubas de madera hasta las casas, actividad que pasa a ser innecesaria a medida que se va implantando el servicio del Canal de Isabel II. El tercero nos cuenta la historia de los serenos, de cómo surgen, de su servicio también como faroleros y todas las vicisitudes de este duro trabajo hasta su desaparición en la segunda mitad del pasado siglo; y, por fin, el cuarto, se centra en la vida y quehacer de una lista de profesiones que va desde los esportilleros, mozos de cuerda, lacayos y ayudas de cámara, conductores de simón (precedente de los actuales taxis), carboneros hasta finalizar con un apartado dedicado a “Otros oficios”, donde aparecen desde escaroleros (vendedores de escarolas) hasta amas de cría (en este caso mayoritariamente pasiegas). Un interés especial revisten las páginas dedicadas al comercio asturiano en la ciudad.

Juan Jiménez Mancha, con precisión quirúrgica, va diseccionando el modo de vida de estas personas en su relación con los avatares madrileños; lo que hacían, cómo y de qué vivían. Al analizarlo queda reflejada la sociedad de cada uno de esos momentos, poniendo, además, al servicio de precisos textos unas ilustraciones excepcionales (reproducción de una gran variedad de documentos e imágenes) que contextualizan y sirven para una mejor comprensión.

La mayoría de los serenos de Madrid procedían de Cangas del Narcea, capital del Suroccidente de Asturias. (© Foto: J.J. MANCHA / Vallecasweb.com)La mayoría de los serenos de Madrid procedían de Cangas del Narcea, capital del Suroccidente de Asturias. (© Foto: J.J. MANCHA / Vallecasweb.com)

Mozo de cuerda, o soguilla, lamentando su situación laboral, en la portada del número 3 de la revista “Don Quijote”, fechada el 18 de noviembre de 1887. (© Foto: J.J. MANCHA / Vallecasweb.com)Mozo de cuerda, o soguilla, lamentando su situación laboral, en la portada del número 3 de la revista “Don Quijote”, fechada el 18 de noviembre de 1887. (© Foto: J.J. MANCHA / Vallecasweb.com)

Conductor de simón pidiendo propina al pasajero, en una ilustración del semanario humorístico “El Mundo Cómico” fechado el 24 de enero de 1875. (© Foto: J.J. MANCHA / Vallecasweb.com)Conductor de simón pidiendo propina al pasajero, en una ilustración del semanario humorístico “El Mundo Cómico” fechado el 24 de enero de 1875. (© Foto: J.J. MANCHA / Vallecasweb.com)

Anuncio de las famosas Sederías Carretas como homenaje a la relación de Asturias con el Arte, las Ciencias, el Comercio y la Economía, en 1936. (© Foto: J.J. MANCHA / Vallecasweb.com)Anuncio de las famosas Sederías Carretas como homenaje a la relación de Asturias con el Arte, las Ciencias, el Comercio y la Economía, en 1936. (© Foto: J.J. MANCHA / Vallecasweb.com)

No relata la Historia en función de los regidores, reyes, gobernantes o alcaldes, como se hace tantas veces, sino en función de tareas diarias de hombres y mujeres dedicadas a trabajos muy importantes, variados y esenciales para la vida cotidiana de la gente en general.

Toma como disculpa el origen de la mayor parte de estas personas, que provienen mayoritariamente de Asturias, y en menor medida de Galicia, León y Cantabria, lo que favorece de partida un estupendo análisis sociológico, y analiza también, y esto ya es más general, una buena parte de las relaciones sociales, de la formación de colectivos, de la acción normativa por parte de los regidores, dejando al descubierto, por ejemplo, que la mayor parte de los gobernantes de la ciudad eran nobles, lógicamente de designación a dedo por las autoridades superiores, pues lo de la democracia todavía no había enraizado en España.

Este libro es, sin duda, un magnífico instrumento para conocer Madrid; para imaginar a las personas en sus diferentes ocupaciones, para conocer las fuentes de agua que se describen como lugares neurálgicos y, sobre todo, para adentrarse en la historia de la ciudad con una mirada fotográfica, descriptiva, desapasionada.

Se trata de una historia rigurosa, bien escrita, que ofrece una visión panorámica única sobre un pasado reciente y no tan reciente, que nos permite saber, al menos en parte, de dónde venimos y ayuda a entender cómo somos.

Muchos asturianos llegados a Madrid, entre ellos los procedentes del concejo de Cangas del Narcea, se dedicaron al noble oficio de la hostelería. En la imagen, el Restaurante El Narcea, popular casa de comidas ubicada en la calle Luchana número 19, regentada por “Constantito Antón, asturiano de oro de ley”, en 1936. (© Foto: J.J. MANCHA / Vallecasweb.com)Muchos asturianos llegados a Madrid, entre ellos los procedentes del concejo de Cangas del Narcea, se dedicaron al noble oficio de la hostelería. En la imagen, el Restaurante El Narcea, popular casa de comidas ubicada en la calle Luchana número 19, regentada por “Constantino Antón, asturiano de oro de ley”, en 1936. (© Foto: J.J. MANCHA / Vallecasweb.com)

El popular hostelero Mingo y su familia, en 1932. (© Foto: DÍAZ CASARIEGO / Vallecasweb.com)El popular hostelero Mingo y su familia, en 1932. (© Foto: DÍAZ CASARIEGO / Vallecasweb.com)

Inauguración en 1930 de la Sidrería Villaviciosa, en la calle de las Tres Cruces número, especializada en menú asturiano. (© Foto: J.J. MANCHA / Vallecasweb.com)Inauguración en 1930 de la Sidrería Villaviciosa, en la calle de las Tres Cruces número 1, especializada en menú asturiano. (© Foto: J.J. MANCHA / Vallecasweb.com)

El texto es muy recomendable para el público en general, no sólo para asturianos, y cabe destacar su valor para el conocimiento de la ciudad en las escuelas, para los grupos de Conocer Madrid y para turistas que quieran profundizar en la historia de la capital y de sus gentes, pues los asturianos, como muchos de nosotros nacidos en otras partes de la península, hemos acabado siendo madrileños… o vallecanos.

Es muy de agradecer que instituciones como el Muséu del Pueblu d’Asturies, en primer lugar, se embarcara en este proyecto y, en segundo lugar, que ahora, de manera generosa, libere el acceso a la edición digital. Se echa de menos que alguna institución madrileña, como por ejemplo el Canal de Isabel II o la propia Comunidad de Madrid, acordara alguna edición en papel que posibilitaría su difusión a través de instituciones madrileñas (Bibliotecas, Institutos, etc.). Mi particular agradecimiento a Juan Jiménez Mancha, que ha desarrollado una labor de investigación ingente y le ha dado una estructura y redacción magistral.

Juan Jiménez Mancha es bibliotecario y vive de su trabajo, escribe por pasión, lo que le da una libertad de la que no siempre los autores disponen.

Portada del libro “Asturianos en Madrid: los oficios de las clases populares (Siglos XVI-XX)”, de Juan Jiménez Mancha. (© Foto: VALLECASWEB.COM)Portada del libro “Asturianos en Madrid: los oficios de las clases populares (Siglos XVI-XX)”, de Juan Jiménez Mancha. (© Foto: VALLECASWEB.COM)

MÁS INFORMACIÓN
“Asturianos en Madrid: los oficios de las clases populares (Siglos XVI-XX)”
Autor: Juan Jiménez Mancha.
 Edita: FMCE y UP. Muséu del Pueblu d'Asturies.
 Materia: Antropología, Etnografía y Floklore.
 Año: 2007.
 Páginas: 297.
 ISBN: 84-87741-97-5.
 Precio: gratuito en formato digital. En papel, 18 euros.
 Dónde conseguirlo: descárgalo gratis clicando en el enlace asturianosenmadrid

(*) En la imagen que abre esta información, jóvenes de la colonia asturiana de Madrid bailando al son de la típica gaita en la fiesta de El Bollu en los Viveros de la Villa de Madrid, en junio de 1930. (© Foto: J.J. MANCHA / Vallecasweb.com)

-------------------

 Puedes leer otras noticias sobre la actualidad de Vallecas accediendo a la portada de nuestro periódico www.vallecasweb.com
 También estamos en @vallecasweb(Twitter) y vallecasweb(Facebook)
 Si quieres colaborar con nosotros, puedes escribirnos un correo electrónico clicando en el enlace: Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.

Comentarios (0)

Déje un comentario

Estás comentando como invitado.